Los dólares entran por una puerta y se escapan por otra

El país vuelve a ser favorecido por el viento que empuja los precios de la agroindustria. La contracara son importaciones en niveles récords, que comen divisas. Y la perspectiva, nuevas restricciones que le pegarán a la actividad.