Kylian Mbappé confirmó que seguirá en PSG hasta finalizar su contrato en 2024: “No creía que una carta pudiera matar u ofender a alguien”

Se repite la historia del año pasado. Kylian Mbappé se vuelve el protagonista excluyente del mercado de pases, tal como ocurrió en 2022, cuando después de varios meses de especulación anunció públicamente que había firmado un nuevo acuerdo con Paris Saint-Germain. Sin embargo, un dato clave ocultaba una noticia menos alegre para PSG: a pesar de que la camiseta que mostró en la presentación de la renovación indicaba que su nuevo contrato se extendería hasta 2025, ese último año era en realidad parte de una cláusula optativa para Mbappé, y en estos últimos días se supo que no la tomará, como lo comunicó en una carta que escandalizó a las autoridades del campeón de la Ligue 1.

Mientras todo esto pasaba, el delantero se encontraba concentrado como parte de la selección francesa, que este viernes continuará, en una visita a Gibraltar, su campaña para acceder a la próxima Eurocopa. Pero en la conferencia de prensa previa al partido de la eliminatoria, casi ninguna de las preguntas apuntó a ese encuentro, sino a lo que realmente quiso decir con aquella carta. A pesar de las intensas especulaciones sobre una posible transferencia a Real Madrid en este mercado de pases, Mbappé confirmó que su intención es cumplir con su actual club hasta 2024 y luego salir como jugador libre. Según trascendidos, a la dirigencia qatarí de PSG no le gusta esa alternativa, que no le reportaría ni un euro al club.

“Ya he respondido. He dicho que mi objetivo es continuar, seguir en el club, es mi única opción. No creía que una carta pudiera matar u ofender a alguien”, ratificó Mbappé, visiblemente molesto por la insistencia del periodismo en querer averiguar su siguiente paso. Cuando se le planteó si una concentración del seleccionado era el momento adecuado para la carta, el futbolista aclaró que el envío del texto fue anterior y dio a entender que trascendió después por una acción de la dirigencia del club. “No hay mucho más que me sorprenda”, respondió. Y dejó clara su molestia por tratar el tema: “Me gustaría que las siguientes preguntas fueran sobre el partido de mañana”.

Acepto todo. La gente puede hablar, criticar. Lo comprendo. La gente no tiene todos los datos. Sé por qué hago lo que hago y por qué digo lo que digo. No hay problemas con eso”, continuó el ex delantero de Monaco, que fue designado por Didier Deschamps como capitán del equipo tras el retiro internacional de Hugo Lloris. Y el goleador enfatizó la necesidad de estar a la altura de la función: ”Tengo una responsabilidad como capitán. No son algunos ruidos lo que me hará escapar de esa responsabilidad. No está en mi temperamento escapar”.

Mbappé también fue consultado acerca del peso en su decisión por parte del presidente de Francia, Emmanuel Macron, que el miércoles había afirmado que iba a “tratar de presionar” al máximo anotador del Mundial de Qatar para que permaneciera en París. Pues la respuesta del delantero fue terminante: “¿En mi carrera hoy, junio de 2023? No tiene ninguna influencia. Él quiere que me quede en París y mi objetivo es quedarme, así que creo que estamos de acuerdo”, manifestó.

A pesar de su confirmación de que jugará para PSG en la próxima temporada, la noticia no será recibida con alegría por las autoridades de Qatar Sports Investments (QSI), el fondo soberano que controla el club. Al saber que Mbappé no tomaría la alternativa de seguir hasta 2025, este mercado de pases era la última oportunidad de vender al jugador antes de que otra entidad pudiera negociar con él como jugador libre a partir de enero, lo cual facilitaría su salida en junio de 2024 sin ingresos para Paris. Particularmente, ese escenario favorece a Real Madrid, que ya mostró un gran interés en él a mediados de 2022.

En 2022 se anunció que Kylian Mbappé renovaba su contrato hasta 2025, pero en realidad el último año dependía de una cláusula que finalmente él no activará.

Más allá de eso, en una reciente entrevista Mbappé se refirió con melancolía a la partida de su compañero Lionel Messi, al que calificó como “potencialmente el mejor jugador de la historia del fútbol”. “Estamos hablando de Messi, hay que respetarlo. Al contrario, no tuvo el respeto que merecía en Francia”, resaltó el atacante.

“Nunca es buena noticia cuando alguien como él se va. No entiendo por qué tanta gente estaba aliviada de que se fuera”, lamentó Kylian en una charla con el diario italiano La Gazzetta dello Sport. “Es una pena, pero es así, y habrá que hacer lo posible por reemplazarlo”, agregó.